Protocolo de actuación ante agresiones al Personal Docente

7 de April del 2015

La Consejería de Educación, Universidades, Cultura y Deportes publicó el pasado día 31 de diciembre de 2009 en el Boletín Oficial de Canarias, la Orden de 18 de diciembre de 2009 por la que se aprueba un protocolo de actuación para los casos de agresiones al personal docente no universitario de los centros públicos de la Comunidad Autónoma de Canarias. En los últimos años, la violencia escolar está afectando cada vez más al profesorado en nuestras islas, creándose situaciones de conflicto que afectan a toda la comunidad educativa.

Por ello, se hace necesario establecer una normativa específica que contribuya a la disminución de estas agresiones. El protocolo pretende, por tanto, amparar, orientar y tutelar la protección del personal docente objeto de agresiones físicas por parte del alumnado o de sus padres, articulando los mecanismos de cooperación necesarios con el Ministerio Fiscal. A partir del 1 de enero de 2010 la agresión física contra un personal docente podría ser vista, desde el punto de vista penal, no como una mera agresión constitutiva de un delito o falta de lesiones, sino que la Fiscalía lo podrá catalogar como un delito de atentado. El protocolo de actuación deberá ser seguido por el profesorado agredido, por las direcciones de los centros y por las Direcciones Territoriales de Educación.

La Fiscalía se pondrá en marcha una vez recibida la denuncia del agredido. A continuación el fiscal incoará las oportunas diligencias de investigación, pudiendo ordenar la práctica de las diligencias que estime oportunas, al término de las cuales acordará, mediante el correspondiente decreto su remisión al Juzgado de Instrucción competente si estimara que hay indicios suficientes de la existencia de una infracción criminal, bien sea delito, bien sea falta, comunicando tal resolución al denunciante.