Día de la Paz y la No Violencia 2014-2015 en el IES José María Pérez Pulido

6 de April del 2015

Como en cursos anteriores el IES José María Pérez Pulido conmemoró el “Día de La Paz y la No Violencia”, está vez el pasado día 30 de enero de 2015. En esta ocasión las actividades que se realizaron fueron:

 

- Elaboración y Exposición de la palabra "PAZ" en varios idiomas.

 

- Izar la bandera commemorativa con la paloma de la Paz

 

- Lectura de un manifiesto

 

- Colocación de globos blancos con palabras relativas a la Paz en el jardín del centro

 

Contenido del MANIFIESTO, con el que queremos recordar una leyenda japonesa. “La Leyenda de SADAKO SASAKI y las mil grullas de papel".

 

Según esta leyenda japonesa, tu mayor deseo se hará realidad, si construyes mil grullas de papel. La consigna de crear grullas de papel en la lucha por la paz, se remonta a la historia de una de las pequeñas víctimas de la bomba de Hiroshima durante la Segunda Guerra Mundial. SADAKO SASAKI tenía dos años cuando cayó la bomba en Hiroshima, ciudad en la que vivía. Diez años más tarde (cuando tenía 12 años), como consecuencia de la irradiación que le produjo la bomba de Hiroshima, los médicos le diagnosticaron leucemia. Cuando la pequeña SADAKO estaba en el hospital recuperándose de su enfermedad, su amiga CHIZUCHO le explicó la historia de las 1.000 grullas de papel. La historia consiste en que si deseas algo con mucha fuerza y construyes 1.000 grullas de papel, los dioses te concederán ese deseo que tanto anhelas.

 

Es así como Sadako deseó currarse de su terrible enfermedad y para ello se propuso construir por sí misma 1.000 grullas de pape, aunque no logró conseguirlo porque falleció mucho antes de poder acabarlas todas. Murió en octubre de 1995 y sólo había conseguido plegar 644 grullas de papel. Simbólicamente, sus amigos continuaron su misión y completaron las mil grullas, con la esperanza de que se evitaran las guerras en el futuro y se consiguiera la paz entre todos los países del mundo. Tres años más tarde de la muerte de Sadoko, los niños de toda la ciudad de Hiroshima le dedicaron una estatura de ella con una grulla en su mano. La estatura está en el Parque de la Paz de Hiroshima.

 

Desde nuestro centro, también simbólicamente, hemos hecho algunas grullas de papel para desear que la paz llegue a todos los rincones de la tierra.

 

Que este deseo de paz no se quede solo en la celebración de hoy, si no que recordemos siempre que debe ser un compromiso de todos y para todos los días.